Algunas razones para reivindicar la figura del defensor

Autores/as

  • Susana Herrera Damas

Resumen

Al defensor de la audiencia le corresponde recibir e investigar las quejas de los consumidores de un medio sobre la exactitud, la imparcialidad y el equilibrio en las informaciones. Éste es el sentido moderno de la figura que data de 1967 cuando por vez primera se introdujo en un diario estadounidense. Desde entonces, la incorporación de este profesional a las redacciones latinoamericanas ha sido más bien lenta y en la actualidad se calcula que apenas existe una veintena de defensores en los medios latinoamericanos. En la explicación de este hecho, se encuentra el desconocimiento de muchos directivos sobre la verdadera esencia de este mecanismo. Por esta razón, el siguiente texto sistematiza las ventajas y limitaciones que tiene incorporarlo y, pese a todo, apuesta finalmente por justificar su naturaleza y razón de ser.

Descargas

Publicado

2018-12-15

Número

Sección

Artículos